Matemáticas

Introducción a las matemáticas

Un niño puede aprender conceptos matemáticos básicos en una de las dos maneras: utilizando materiales concretos durante los años en que disfruta de la manipulación del equipo, o por medio de métodos abstractos cuando empieza la escuela primaria. La Dra. Montessori demostró que si un niño tiene acceso a los materiales de matemáticas en sus primeros años, puede asimilar fácil y alegremente muchos conceptos y destrezas en la aritmética. Por otra parte, los mismos conceptos y destrezas podrían requerir largas horas de trabajo penoso y práctica si le son introducidos más tarde y en forma abstracta.

La Dra. Montessori diseñó materiales concretos para representar todo tipo de cantidades después de haber observado que al interesarse en contar, al niño le gustaba tocar y mover los objetos conforme los enumeraba. En el medio ambiente Montessori, el niño no solamente ve el símbolo que representa 1, 1.000 o 1/2. Puede también tomar en sus manos cada una de las cantidades correspondientes a los símbolos.

Más tarde, por medio de la combinación, separación, distribución, enumeración y comparación de estos materiales, el niño puede demostrarse a si mismo las operaciones básicas de matemáticas . Esta actividad le brinda la satisfacción de aprender descubriendo y no porque alguien se lo dijo. Eventualmente, el niño desarrolla un entusiasmo temprano por el mundo de los números.

El material de las perlas doradas y de las fracciones

El material de las Perlas Doradas fue diseñado por la Dra. Montessori para ilustrar el sistema decimal. La perla suelta representa la Unidad. La barra formada por 10 unidades representa la Decena. El cuadrado formado por 10 decenas representa la Centena y el cubo, a la izquierda, formado por 10 centenas representa la unidad del Millar. Los niños ya conocen los términos cuadrado y cubo por medio de su trabajo con los materiales geométricos.

La maestra explica al os niños que el contar grandes cantidades de Unidades es laborioso y toma tiempo; por lo tanto, cuando tengan 10 unidades, las intercambian por una barra de Diez o Decena. Cuando tengan 10 barras de diez las reemplazan por un cuadrado de Cien o Centena y cuando tengan 10 cuadrados de Cien los intercambian por un cubo de Mil o Unidades de Millar.

Con las tarjetas impresas con los números correspondiente en diferentes colores se indican los valores de posición del sistema decimal. Las unidades están impresas en verde, las decenas en azul, las centenas en rojo y las unidades de millar verde nuevamente ya que vienen siendo unidades también, pero de Millar, seguidas por las decenas de millas y las centenas de millar.

El Sistema Decimal se le presenta al niño por medio de tres ejercicios básicos. Primero, los niños forman cantidades con el material de perlas. La maestra empieza con números sencillos; por ejemplo: “Traéme 3 Unidades”. Luego, la maestra puede combinar números de diferentes valores de posición: “Traéme 5 Decenas y 7 Unidades”. Más tarde, los niños gozarán acumulando en una bandeja grandes cantidades como 8 unidades de milla, 4 centenas, 3 decenas y 7 unidades.

En el segundo ejercicio, los niños buscan las tarjetas que representan los números que la maestra les pide oralmente, como 8 decenas y 3 unidades. finalmente aprenden a combinar los números en las tarjetas con las cantidades correspondientes formadas con el material de perlas. Con las Tablas de Seguin, los niños aprenden a relacionar los números, por ejemplo, 7 decenas y 1 unidad es igual a 71.

Las tarjetas con los números pueden combinarse de una manera interesante: cuando se coloca la tarjeta con el número 1 encima del 10 se lee 11. Cuando se coloca 11 encima del 100 se lee 111 y cuando éstas a su vez se colocan encima de la tarjeta del 1.000 se lee 1.111.

Operaciones matemáticas

En el aula Montessori, el niño aprende las combinaciones de la suma, resta, multiplicación y división, haciendo las operaciones con materiales concretos. Cuando el niño quiere hacer aritmética, se le da una hoja de papel con problemas sencillos. El niño trabaja con estos problemas con el material adecuado y registra los resultados. Operaciones similares se pueden trabajar con una gran variedad de materiales. Esa variedad mantiene latente el interés del niño a tiempo de darle la oportunidad de repetir la operación cuantas veces esa necesario. Conforme va memorizando las tablas de la suma y multiplicación, va desarrollando una verdades comprensión del que significa cada operación. En el aula Montessori hay muchos materiales que pueden usarse para sumar, restar, multiplicar y dividir.